14 de mayo, Día Mundial del Seguro

El 14 de mayo las entidades aseguradoras de España celebramos el Día Mundial del Seguro. Se conmemoran dos efemérides muy especiales: la publicación, en 1908, de la primera ley reguladora en España del seguro privado y la celebración de la primera Conferencia Hemisférica de Seguros, que tuvo lugar en Nueva York el año 1946.

Aquella primera ley  sirvió para sentar las primeras bases legislativas del Seguro en España.

En 1908 nació el Instituto Nacional de Previsión, la antesala del actual sistema de Seguridad Social.

La aprobación de la ley del Seguro privado fue esencial para la regularización de un sector que hasta entonces actuaba con poco control y de manera dispersa. Oficialmente llamada «Ley reguladora de las Compañías, Sociedades, Asociaciones y cualquier entidad que tenga por fin realizar operaciones de seguros.

Fue una de las leyes más progresistas de Europa en su momento y estuvo vigente hasta 1954, cuando fue sustituida por otra más moderna.

El Día Mundial del Seguro tiene otra efeméride importante este 14 de mayo. Un año después del fin de la II Guerra Mundial, se celebró por primera vez la Conferencia Hemisférica de Seguros, una iniciativa de los empresarios aseguradores de Estados Unidos. Todos los países participantes tenían claro que debían asegurar la protección de sus ciudadanos.

Dos años más tarde, durante la segunda Conferencia celebrada en la Universidad Autónoma de México, se estableció el 14 de mayo como la fecha oficial del Día Mundial del Seguro. En la actualidad, el seguro es un pilar clave en la vida de los españoles.

Factura 65.000 millones al año

El seguro factura en España 65.000 millones de euros y su contribución fiscal es de 7.000 millones de euros. Además aporta al PIB del país el 5,3% y da empleo a 750.000 personas entre puestos de trabajo directos, indirectos e inducidos, según las últimas cifras publicadas por la patronal Unespa.

Se trata, además, de un empleo de calidad: entre sus casi 50.000 trabajadores directos, un 96% goza de un contrato indefinido (frente al 74% de la media nacional) y se encuentra en el Top10 de los sectores mejor pagados, con una remuneración media neta de entre 1.700 y 2.100 euros mensuales.

La inversión en formación llega a 700 euros por trabajador

Además, el 90% de los empleados del sector asegurador cuenta con un plan de formación continuada, con una inversión que alcanza los 700 euros por trabajador, y se imparten más de un millón y medio de horas de formación anualmente. La captación de talento es una de las prioridades del sector, especialmente en los ámbitos de la informática, la economía, la comunicación, el big data y el derecho.

Con respecto a la paridad de género, las empresas cuentan con plantillas formadas por un 51% de mujeres y un 49% de hombres. En el plano directivo, más de un 24% de altos cargos están ocupados por mujeres, 20 puntos más que hace 15 años.